Guía SEO para principiantes: aprende SEO desde cero

La optimización en buscadores o  SEO es la disciplina que trata de mejorar tus resultados en los rankings. Si bien el SEO se aplica a los buscadores en general, suele centrarse especialmente en Google, ya que su índice es el más completo y el más utilizado por los usuarios. ¿Quieres aprender posicionamiento web con nuestra guía SEO para principiantes? Súbete que empezamos.

guía seo para principiantes

Guía SEO para principiantes

Términos SEO que debes conocer

Si acabas de tomar contacto con el SEO, es bastante probable que te hayas encontrado multitud de términos nuevos. Para aclararte su significado, aquí tienes los más importantes:

  • Backlinks: Enlaces entrantes, es decir que apuntan hacia tu web desde otro dominio.
  • Dominio: Es el nombre de un sitio web.
  • Linkbuilding: Estrategia de creación de enlaces artificiales con intención de mejorar el posicionamiento
  • IP: Es el número que identifica un dispositivo en una red
  • Anchor-Text: Es la palabra o grupo de palabras en que se incluye el enlace.
  • Dofollow- Atributo de los backlinks que les permite traspasar autoridad
  • Nofollow: Atributo de los backlinks por el cual se indica que no se desea traspasar autoridad. Suele emplearse en los enlaces patrocinados, y aunque su efectividad SEO es menor, también son necesarios

Recomendaciones para mejorar tu SEO

En la elaboración del ranking de Google intervienen más de 200 factores. Como principiante, no tienes que obsesionarte con todos ellos, es mucho mejor que te centres en los aspectos más importantes, y ya tendrás tiempo, según vayan aumentando tus conocimientos, de trabajar en mejorar el resto.

Por lo tanto, si quieres poner las bases de un SEO eficaz, has de trabajar, principalmente en dos aspectos:

Contenido: dale la importancia que merece

Puede que como recién llegado al blogging no lo sepas, pero Google ha venido contándonos durante años que el contenido era el centro de todo, y que escribir buen contenido era suficiente para posicionar. Los más crédulos siguieron esa consigna y fracasaron.

Pero, aunque no haya sido totalmente cierto, no hay que minusvalorar la importancia de este punto. Puede que un buen contenido no sea suficiente para posicionar, pero de lo que no cabe duda es de que cada vez tiene un mayor peso, principalmente, gracias a las mejoras que Google ha ido introduciendo en su algoritmo.

Contar con un contenido de calidad, que sea original y aporte valor es el mejor punto de partida. También debe cumplir unos mínimos de extensión (no debería ser menor a 300 palabras, y es recomendable que todas las páginas indexadas tengan contenido que cumpla estos criterios.

Linkbuilding: trabaja para construir enlaces entrantes

A la par que el buen contenido ha ido ganando relevancia, el linkbuilding ha ido reduciendo su importancia, aunque continúa siendo uno de los factores fundamentales. Quizás su peso no sea tan importante como años atrás, pero tener un buen número de enlaces de autoridad que apunten a tu web sigue siendo un factor SEO determinante.

De hecho, más que el número, es la autoridad lo que verdaderamente tiene un impacto relevante sobre el SEO. Hoy en día los rankings tienen mucho más en cuenta a aquellas webs con enlaces de calidad que a otras que, simplemente, tengan un gran número de ellos.

Si vas a llevar a cabo una estrategia de linkbuilding, debes centrarte en conseguir enlaces de sitios verdaderamente importantes. Un enlace de un periódico hará más por el SEO de tu web que 1000 enlaces basura comprados en Fiverr. Puedes utilizar plataformas de compra de enlaces en medios digitales como esta.

Así es una estrategia SEO eficaz

Ya hemos visto que el contenido y el linkbuilding son la base de esta guía SEO para principiantes, pero además hay pequeños detalles que mejorarán los resultados, en especial en lo relativo a este último apartado.

Para maximizar la eficacia de tu linkbuilding debes lograr que Google la vea como lo más natural posible, ya que su pretensión es la de mostrar en los primeros lugares aquel contenido que más valor aporta. Y si detecta que tras los enlaces entrantes está la mano del autor, no lo hará.

Por lo tanto, trata de que tus backlinks provengan de diferentes dominios, y, además, que estos dominios tengan IPs distintas, ya que de lo contrario interpretará que eres tú quien los ha creado.

Como parte de esa estrategia de “fingida naturalidad”, lo recomendable es que el anchor-text sea variado. Google entiende que cada persona enlaza de una manera diferente, y por tanto premia que los enlaces entrantes presenten un perfil variado. El nombre de tu marca o dominio debería ser predominante, pero también hay que crear un porcentaje de enlaces que tengan como anchor la URL o palabras variadas, del tipo “este enlace” o “Aquí”

En esta misma línea, si todos tus backlinks son dofollow, puede interpretarse que tratas de manipular los resultados traspasando autoridad de forma artificial. Por tanto, para que tu linkbuilding sea natural, un porcentaje de tus enlaces entrantes ha de ser nofollow.

Siguiendo estas recomendaciones estarás siguiendo las directrices básicas que Google premia. A partir de aquí, y según vayas aprendiendo, puedes refinar muchos otros pequeños detalles que te harán conseguir aún mejores resultados que los que lograrás con los putnos que exponemos en esta guía SEO para principiantes. ¡Buena suerte!

Previous Entries 5 plugins Wordpress imprescindibles para SEO Next Entries 5 Trucos para posicionar una página web